“El proyecto de Ley quedó en el freezer”

Desde FECOAPI, Pablo Martínez, en diálogo con nuestra redacción se refirió a la Mesa Apícola Nacional desarrollada hace un par de semanas y a la cual extrañamente no fueron invitados. “Entiendo que debió existir un traspapeleo en las direcciones de mail y que en consecuencia nos quedamos afuera de la convocatoria”, y añadió “no veo animosidad personal, sino que me parece que falta una coordinación más efectiva en la base de datos”.

pag2

Por otra parte, Martínez se refirió al tratamiento del proyecto de Ley Apícola y sin dudarlo sentenció “eso quedó en el freezer, no se vislumbran novedades al respecto al menos en el corto plazo”, y agregó “igualmente habían comenzado a evaluar un proyecto del 2007, por lo cual sin dudas hay que agiornarla un poco porque los tiempos han ido cambiando”, y le buscó una explicación al respecto “se frenó porque la coyuntura no es buena y eso provoca que se frene de todo. Los problemas actuales nos hacen perder la visión a largo plazo, y eso es un error, porque no debemos dejar de mirar siempre para adelante”.

Mercado Central

Por último, se refirió al puesto mayorista de venta de miel que tienen en el Mercado Central de Capital Federal y sobre el mismo resaltó “hace cuatro años que estamos afianzados, sumamos cinco cooperativas del interior que se asociaron y estamos a punto de sumar cinco más”, aunque aclaró “tuvimos un bajón normal en las ventas por la situación que atraviesa el país”.

Para finalizar aclaró que el puesto minorista actualmente está cerrado porque con el cambio de gobierno están revisando y relanzando todos los convenios. “Están tratando de cambiarle la imagen al tema, aunque están tardando demasiado”.

Otras voces…

En sintonía desde la Cámara de Apicultores, Marcos Fidanza sin rodeos sentenció “existe una connivencia muy grande entre SADA, exportadores y las autoridades de turno, e incluso se digita a quien comprarle la miel”.

El productor marplatense añadió “le mandamos un Plan Apícola en el cual estuvimos trabajando desde la Cámara y no nos prestaron atención alguna”, y remató “están trabajando siempre los mismos desde hace años, no aceptan ideas nuevas o gente con ganas de trabajar”.

Existe confianza

Desde la Federación de Cooperativas Apícolas Entrerrianas (FECAER), Guillermo Spalla se mostró optimista y expresó “dentro de los temas de la Mesa Nacional Apícola está el tratamiento de la Ley, y calculo que para Septiembre aproximadamente ya podría tener media sanción de Diputados”, y añadió “viene bastante avanzado el tratamiento, ya están en los últimos detalles”.

Por último, aseguró. “Hay un compromiso muy grande del gobierno nacional, hace años que venimos pregonando por una Ley y calculo que si todo marcha bien para fin de año estará lista”.

¿Hay connivencia?

El término hace referencia a un acuerdo o complicidad entre dos o más partes y desde hace unos meses apicultores de distintas partes del país hablan de una marcada connivencia entre las autoridades apícolas y la SADA, excluyendo a todo aquel productor que no forme parte de esta entidad. ¿Es una concepción acertada o solo una mirada errada de la realidad?

3 Comentarios están listos

  1. Pensar que una Ley Apícola va a solucionar los problemas del sector es una ilusión, especialmente debido que el problema central hoy es el precio y que escapa al alcance de lo que se pueda legislar, sobre todo en el marco de un gobierno neoliberal donde la filosofía es que los precios los fija el mercado. Hay que dejar de quejarse y asumir los riesgos de la actividad; sectores oportunistas aprovechan el mal clima para generar situaciones de beneficio propio. Los proyectos de ley apícola que circulaban en estos últimos años eran rigurosos con el productor y solo agregaban regulaciones y costos, todo lo demás quedaba en promesas. La gente de FECAER se muestra optimista pero no se sabe de qué proyecto hablan.

    • No se trata de los gobiernos neoliberales o los dictatoriales de los ultimos doce años K, se trata de la falta de organizacion de los apicultores, del trabajo en conjunto de los mismos, del individualismo que les resta fuerzas y de la falta de una planificacion comercial. Sino se busca mejorar estos puntos en las bases nadie te va a ayudar, ni los comunistas ni los liberales. Hay mucho para mejorar pero el egoismo y el individualismo de los apicultores son la principal traba.

      • Coincido con tu pareciaciones y creo que además hay que considerar el contexto, no es uno u otro. De todas maneras no son problemas que la legislación pueda solucionar aunque quizás sí podría propiciar un marco favorable. Sin embargo los proyectos circulantes solo apuntan a trazabilidad y medicamentos, dejando los demás temas en una nebulosa de indeficiones, queda todo por ver…