Promedios irregulares en el cierre de cosecha en EEUU

Se cerró la temporada de cosecha en Estados Unidos, con una marcada irregularidad y algunos focos de enfermedades. A continuación, un detalle de zonas importantes del país:

Arizona: En líneas generales la cosecha fue favorable, a pesar que el cierre de la misma estuvo acompañado de precipitaciones superiores a lo normal alternadas con jornadas de calor intenso.
Hubo buen ingreso de néctar de flores del desierto y melones.

Florida: La presencia de varias colmenas débiles durante el período de cosecha como consecuencia de brotes de enfermedades generaron que los promedios fueran inferiores a lo habitual. Se habla de una cosecha con rindes en promedio 30 % por debajo de lo normal.

Georgia: Las colmenas están ingresando en óptimas condiciones al período frío, sin embargo algunas lluvias sobre el cierre de la cosecha provocaron que se perdiera algo de producción, aunque igualmente los rindes alcanzaron valores similares a los de años anteriores.

Ilinois: Esta parte del país mostró una marcada irregularidad con respecto a diferentes regiones dentro del mismo Estado. Se habla de apicultores que llegaron a una buena producción y otros que estuvieron bastante por debajo de los valores normales.
En general el frío se adelantó y el cierre fue mucho más seco de lo habitual.

Michigan: Los informes de la región centro-norte indican una cosecha de miel que mostró una reducción de aproximadamente el 50 % en relación con el año pasado.
Hay muchas zonas secas y existe preocupación de cara a la polinización de almendros que arranca a mediados de Febrero.

Nueva York: La producción fue alta para la mayoría de los apicultores. Se estima que fue la segunda mejor producción en 30 años, con un promedio de 190 libras (alrededor de 90 kilos) por colmena.

Ohio: La cosecha tuvo sus altibajos, dependiendo de la ubicación de los apiarios y el comportamiento del tiempo. Después de una primavera tardía y húmeda, durante el verano los rendimientos levantaron un poco. Se detectaron focos de Varroa de consideración.

Washington: Las lluvias de otoño han traído un poco de humedad muy necesaria, pero el estímulo que podría haber dado a los cultivos forrajeros fue demasiado tarde para hacer algo bueno.