Se vendió la cosecha vieja

camionca

Finalmente y tras un largo período de angustia, la miel de la temporada 2015/2016 pudo colocarse y casi no queda remanente en los galpones de los productores, lo cual es una muy buena noticia para los apicultores que están arrancando una nueva zafra con las esperanzas renovadas y el optimismo de siempre, a pesar que siempre aparecen dificultades en el camino.

Como anunció nuestro medio en la edición anterior, el mercado poco a poco comenzó a moverse desde hace unas semanas y el incremento en el precio ronda aproximadamente el 20 % posicionándose los valores actuales en los 21/22 pesos en la mayor cantidad de las operaciones, pero con casos puntuales donde se llegó hasta los 24 pesos, aunque con plazos de pago superiores y que pueden alcanzar hasta los sesenta días.

A un mes del inicio de la cosecha en varias regiones del norte argentino, haber colocado casi la totalidad de la zafra pasada es una muy buena noticia e ingresar con un mercado que comenzó a reactivarse también es alentador.

Sin embargo, en algunas zonas todavía no se movió demasiado, tal como manifestó desde San Pedro (Buenos Aires) Juan Puig, quien destacó “acá no se ha modificado nada, sigue la misma miseria de principios de año”, aunque añadió “lo bueno es que la colmena arrancó bien y ya estoy nucleando para intentar sacar algo de miel de cítrico”.

En tanto que en otros puntos de la geografía bonaerense se habla de una escalada lenta, aunque constante y todas las semanas se puede hablar de un par de centavos más, pero vale la salvedad todavía muy lejos de las necesidades y expectativas del apicultor.

Viajando a la Provincia de Córdoba, más precisamente a La Playosa, Julio Leiba remarcó “hace un mes vendí mi producción de la temporada pasada a 22 pesos. No es lo óptimo, pero no me quedaba otra que vender”.

En tanto que en Mendoza se habla de 21 a 22 pesos, pero queda muy poca miel disponible y los productores ya están comenzando a reponer pensando en la campaña que viene.

En Entre Ríos están “a full”, según señaló Leandro Bernhardt, quien agregó “hay muchas operaciones y acá lo más importante es que no quedará miel vieja lo cual es una muy buena noticia”.

Vale mencionar que se está pagando 20 pesos con cincuenta el kilo y siempre considerando que en general se trata de miel oscura.

En Tucumán hay ofrecimiento ya por miel de limón que rondan los 23 pesos el kilo y en las próximas semanas terminará la cosecha correspondiente.

Por último, hacia el sur de la Provincia de Córdoba y La Pampa, los precios ofrecidos alcanzan los 22 pesos con cincuenta e incluso se habló de un ofrecimiento de hasta 25 pesos, aunque la operación aún no se concretó y se trata de un caso sumamente aislado.

¿Cuánto debe valer?

Más allá de que los apicultores remarcaron la importancia de que el mercado se reactivó e incluso los precios escalaron, no dudaron en remarcar que todavía es muy corta la paga y que los valores deberían ascender por sobre los treinta pesos para que sea rentable, fundamentalmente por el aumento de insumos algo que nunca frenó.

La miel debe valer, al menos el doble que el combustible, es decir entre 37 y 38 pesos si consideramos que el gasoil está en 19 pesos aproximadamente.