SENASA y su visión sobre el relevamiento sanitario

Mauricio Rabinovich, quien se desempeña en el área de Sanidad Apícola de SENASA, dialogó con nuestro medio sobre distintas consideraciones correspondientes a la encuesta sanitaria de SENASA.

– Dice que la cantidad de encuestas superó el mínimo requerido. ¿Cuál era ese mínimo y porque se estimó esa cifra? ¿Qué cantidad de apicultores contabiliza SENASA en nuestro país?

La Dirección de Epidemiología y Análisis de Riesgo del Senasa determinó mediante el correspondiente cálculo estadístico que 383 encuestas son las necesarias para poder sacar conclusiones válidas para el total del sector apícola. Sabemos perfectamente que la cantidad actual de productores apícolas supera a los 22.000, pero esa cifra elevada no influye demasiado sobre el tamaño de la muestra cuando supera un universo de 5.000 individuos. Sin embargo, somos conscientes que los datos recolectados por este instrumento, en esta oportunidad, no pueden ser considerados como la verdad absoluta de lo que sucede en todo el sector. No por la cantidad de respuestas, sino por quienes brindaron las respuestas. La mayoría de ellos pertenecen a grupos asociativos y  por lo general, mantienen un estrecho contacto con los organismos oficiales, agrupaciones de productores y por ende, están más informados sobre las buenas prácticas sanitarias y el manejo de colmenas en general. Es decir, que la información procesada, sufrirá cierto sesgo por el nivel de conocimiento de los encuestados. De cualquier modo, nos sirve para tener mayor precisión de lo que sucedió en los últimos años con la sanidad apícola nacional.

– ¿Las técnicas de difusión funcionaron o el número de encuestas (más allá de haber alcanzado el mínimo) es escaso? ¿Piensan seguir utilizando esta vía de trabajo?

La difusión de la encuesta se realizó: en página institucional del Senasa y en las oficinas del Organismo dependientes de los centros regionales; en las provincias, a través de los responsables de las áreas apícolas de las mismas, en INTA en los grupos apícolas Cambio Rural y en programas radiales que abordan esta actividad (entrevistas). La divulgación tuvo un formato impreso y otro en soporte digital. Previo al lanzamiento de la encuesta se realizó una consulta dirigida, a modo de prueba, a un reducido grupo de apicultores a quienes se les informó que era una versión de prueba y que agradecíamos sus comentarios como aportes para mejorar la misma. Este grupo, de aproximadamente veinte apicultores voluntarios, la respondió y realizó aportes para completar la versión de prueba. Estos aportes fueron tomados en cuenta para la diagramación final de la misma.

 – El objetivo del presente trabajo es caracterizar a los productores encuestados y generar datos globales de manejo sanitario. ¿Le parece que la cifra sirve para generalizar? ¿Se elaborará un protocolo para trabajar a nivel nacional?

Actualmente se está trabajando para mejorar esta herramienta a efectos de instalarla en el sector apícola en forma bianual incrementando los canales de difusión con el objetivo de tener la mayor cantidad de respuestas posibles. Se requerirá la participación de todos los actores para difundir la misma. Actualmente existe un protocolo de manejo general contemplado en el Manual de Buenas Prácticas Apícolas. Paralelamente se está trabajando con varias provincias para formular planes sanitarios apícolas atendiendo las necesidades particulares de los diferentes territorios. La formulación de estos planes está contemplada en el documento Bases Técnicas y Administrativas para formular planes sanitarios apícolas provinciales y regionales. Este documento es el instrumento por el cual Senasa avalará y homologará estos planes.

– De acuerdo a las conclusiones presentadas: El perfil de la mayoría de los productores que participaron reflejaría una tipología acorde para incorporar nuevas tecnologías y propuestas de manejo. ¿Qué pasó con quienes no participaron, y cuál sería su perfil? ¿Cómo se tiene pensado llegar a ellos?

Las conclusiones que se presentaron se circunscriben al perfil de los productores que participaron respondiendo la encuesta. No se generaliza al universo de apicultores. Las conclusiones se derivan del relato que los productores manifiestan de la percepción de sus propias realidades. Se parte del supuesto que los datos a consignar no serán falsos. Es de aclarar que existen relaciones entre preguntas que permiten dar crédito a las manifestaciones vertidas dada la coherencia y la correlación lógica entre ellas. De esta forma se obtuvo información valiosa que podría dar sustento para explicar los niveles de mortandad manifestados en el grupo que participó respondiendo la encuesta.

Efectivamente, la tipología de los productores que participaron respondiendo la encuesta corresponde a productores que interactúan con pares en grupos apícolas Cambio Rural y asociaciones de apicultores (mayoritariamente); reciben asesoramiento técnico, por lo que, en efecto, permite vislumbrar la posibilidad de incorporación de propuestas de carácter tecnológico y de manejo en este grupo de productores. Tal como se expresó en el punto 3 se pretende instalar esta herramienta para que los productores se apropien de la misma a los efectos de incrementar sensiblemente la cantidad de respuestas. Esta primera experiencia ha sido altamente favorable por la calidad de la información recabada y las lecciones aprendidas en proceso de propuesta e implementación. El éxito de esta acción se logrará, indudablemente, con la devolución de la información brindada y la necesaria participación de todos los actores involucrados en esta cadena de valor.

¿Querés publicitar en nuestro portal?

Quiero Publicitar